martes, 11 de septiembre de 2012

Una investigación concluye que Facebook espía a sus usuarios.




Si es verdad que “el rumor es la antesala de la noticia” (como decía el Gran SuperMaestro) lo de que Facebook espía lo que el usuario hace en la red no debería extrañarnos. No me sorprende en absoluto.

Una investigación de Business Insider dice que Facebook lleva tiempo espiando nuestro comportamiento, nuestos gustos, qué compramos… un análisis completo de qué tipo de consumidor somos. Y aunque Facebook no es la única compañía que emplea técnicas de “trackeo¨” para poder seguir la navegación de sus usuarios y contar así con un perfil claro de quiénes son, cómo son y sobre todo cómo y qué consumen, esta información les permite estrechar segmentos y conocer grupos de compradores potenciales definidos para poder vender así publicidad de una forma más eficaz y más cara.

La información que acumula la red social sobre sus usuarios, gracias al trackeo que está haciendo de su navegación, y siempre según el medio estadounidense, está relacionada con la localización geográfica, los sitios que visitas, los links en los que clickas y tu nombre de usuario en Facebook. Tras analizar un caso concreto, la conclusión es que Facebook quiere saber qué lee, qué comparte en redes sociales y qué compra cada uno de sus usuarios. 

La compañía empezaba a principios de verano a trackear la navegación que hacían fuera de la red social sus usuarios para descubrir quiénes son en realidad esos consumidores: hasta entonces, la publicidad en Facebook se vendía en base a los gustos declarados de los usuarios, a lo que ellos señalaban que les gustaba. Facebook quería saber entonces qué les gustaba en realidad, es decir, cuáles son aquellos productos o servicios que el usuario consumo pero cuya consumición no deja resto social. 

De este modo, la firma iba a poder vender una publicidad mucho más dirigida y mucho más efectiva. No sólo podría –por ejemplo– vender zapatos a aquellas personas que confiesan que les gustan los zapatos o que siguen en la red social empresas zapateras, también podrían hacerlo con quienes no lo señalan de forma manifiesta pero que compran zapatos en internet de forma regular. 

Para su investigación, el medio estadounidense empleó una herramienta gratuita llamada Abine DNT+ y que permite determinar quién está trackeando la navegación del usuario y bloquear ese trackeo. Según los resultados de esa herramienta publicados por Business Insider, Facebook emplea más de 200 trackers para seguir los pasos en internet del usuario. 

Como dice Business Insider. "Los críticos le llaman espionaje. Los publicistas le llaman selección de mercado (targeting)". Lo peor es que este rastreo (traking) no lo hace únicamente Facebook, por lo que es muy aconsejable utilizar la aplicación Abine DNT y proteger nuestra privacidad a la hora de navegar.

1 comentarios :

  1. Aunque la Red es anónima, y podemos convertirnos en alguien distinto al que realmente somos, cada día somos menos libres; estamos controlados, espiados, vigilados,engañados... las grandes compañías saben como conseguir de nosotros toda la información que necesitan

    ResponderEliminar