viernes, 4 de enero de 2013

Los deportistas famosos deben comportarse de manera ejemplar con los niños, que les admiran e imitan.




Pongo el ejemplo del VCF pero es extensible a todo tipo de deportista de élite famoso. No les cuesta ningún esfuerzo visitar a los niños enfermos y pasar una jornada con ellos y traerles regalos.... y arrancarles una sonrisa... estas dos que os muestro, es algo más valioso que marcar un gol o parar un penalty. Los inocentes niños enfermos hospitalizados ven pasar los días.... uno tras otro todos son iguales. Seguro que recuerdan estas visitas con cariño y alegría. Los clubes deberían OBLIGAR a los jugadores de la primera plantilla a acudir a este tipo de actos que seguro que les toca la fibra a ellos también...

La plantilla valencianista completó este jueves su segunda jornada de visita a los niños ingresados en estas fechas previas a Reyes en los distintos hospitales de la provincia de Valencia. Tras las visitas del miércoles, llegó el turno al hospital de La Fe, donde hasta seis jugadores del primer equipo, Soldado, Rami, Guardado, Guaita, Valdez y Viera, junto a las chicas del femenino Arantxa Lozano y Ana Amo, alegraron con su presencia a más de doscientos niños ingresados. El presidente del Valencia CF, Manuel Llorente, no quiso perderse esta tradicional actividad anual y completó en La Fe la representación del VCF, que por espacio de casi dos horas repartió sonrisas, fotos y regalos gentileza de las prestigiosas marcas SMOBY y EA. Los jugadores, en las habitaciones que lo requerían, no dudaron en colocarse mascarillas e, incluso, en colocarse ropa estéril para acercarse a animar a todos los niños hospitalizados.

Por su parte, otra representación del equipo, compuesta por Albelda, Canales, Barragán y Víctor Ruiz, acompañados por el delegado, Voro, y el director de Relaciones Externas se desplazó este jueves a los hospitales de La Ribera, en Alzira, y el de Gandia, donde visitaron a casi medio centenar de menores allí ingresados.

Éste debería ser el espíritu de la navidad... y no los regalos y juguetes y derroche en opíparas cenas familiares cubiertas bajo un manto de hipocresía navideña y aliñado con falsas expresiones de exaltación de la amistad, la família o lo que sea... buagh... vomitivo...


0 comentarios :

Publicar un comentario